Cesar “Pudy” Ballumbrosio: El legado afroperuano y el festival Vive Chincha 2022

Magacín247 habló con el menor de los hermanos Ballumbrosio, quien contó ciertos pasajes de su vida y expresó su emoción por la llegada del primer festival “Vive Chincha 2022”, que tendrá 3 días de celebraciones: 28, 29 y 30 de octubre en la plaza de El Carmen.

“Pudy” Ballumbrosio está listo para el primer festival “Vive Chincha 2022”. | Foto: Instagram

Cesar “Pudy” Ballumbrosio es el último de los 15 hijos que tuvo Amador Ballumbrosio. A raíz de haber heredado el gusto por expresar el arte de la cultura afroperuana y todo lo que rodea al ilustre apellido Ballumbrosio, “Pudy” continúa haciendo que su icónico legado familiar perdure y se expanda.

A raíz de la realización del primer festival “Vive Chincha 2022”, Magacín247 conversó con Cesar, quien nos comentó el encanto que tendrá este evento en la plaza de El Carmen, con el fin de impulsar una plataforma social, cultural y económica, que promueva las riquezas de la provincia.

El primer festival “Vive Chincha 2022″

Creado por líderes juveniles, empresas y organizaciones en busca de la unión de la comunidad chinchana, este festival pretende posicionar a Chincha a nivel nacional e internacional, a través de los bailes, músicas y tradiciones culturales.

Chincha tiene un gran atractivo por su cultura. Esta cultura negra que tenemos, se presta para dar a muchas personas de otros países ese campo para hacer intercambios culturales”, comenta ‘Pudy’.

 El evento tendrá el concurso de gastronomía en la Hacienda San José, realizada con la Federación de Gastronomía del Perú y la competencia de comparsas y empresas profesionales de niños y adolescentes. También contará con delegaciones invitadas provenientes de Chile, Argentina, Bolivia, México y Costa Rica. Además de delegaciones nacionales de Cusco, Ilo, Ayacucho y Tingo María, gracias a Afro Chincha Perú.

Se presentará un reconocimiento a los tipos de zapateo de la región y la competencia de libre grupal y personal. Además, la feria de emprendimientos chinchanos tendrá espectáculos artísticos de la región chinchana.

Cada pueblo tiene su propia bandera. Eso es lo rico que tiene el Perú, que cada pueblo destaque por sus costumbres. El Carmen viene a mostrar la suya y hacer que la gente se empape con esta cultura. Es momento de que brillemos por lo que somos, por lo que damos y por lo que hemos sido en los últimos años”, asegura ‘Pudy’.

El legado Ballumbrosio

El peso del apellido Ballumbrosio es, para ‘Pudy’, complejo, pero gratificante. Lo describe como “una responsabilidad con la que tienes que cargar y ser mejor persona cada día”. Más allá de que, quienes tienen la dicha de tener este apellido, tienen el arte afroperuano corriendo por sus venas; lo que más rescata Cesar de su padre es este estilo de vida basado en la humildad con la que lo criaron y con la que hoy, él cría a sus hijos.

Siendo Amador Ballumbrosio una persona tan importante en el Perú, lo que ha quedado en nosotros es la humildad con la que vivió”, asegura. Pues, a pesar de haber sido el último de 15 hijos, ‘Pudy’ siempre estuvo rodeado del calor que solo el amor de familia puede proveer.

Mi padre era un poco distante porque yo era muy inquieto. Me regañaba cuando hacía travesuras, pero también era su compinche. A veces cuando venían visitas, me pedía que zapatee”, recuerda Cesar.

‘Pudy’ rememora que su madre fue más cercana a él, que su padre. Recuerda que “cuando yo le hacía una raya con un cuchillo a la mesa, mi papá me gritaba que no lo haga, pero mi madre era quien me explicaba el por qué”, algo que es cuanto menos curioso, pues hoy, que Cesar ya es padre de tres pequeños Ballumbrosio, ve como la historia se repite “Yo trato de explicarle a mis hijos, pero como son tres y son como una pandilla, que atacan al mismo tiempo, yo me tapo la cara y digo ‘¿Qué hago? (risas), pero ahí viene mi esposa y les comienza a explicar”.

Algo que ‘Pudy’ tiene muy en claro, es que sus hijos seguirán su legado solo si es que ellos así lo deciden. Tiene claro que no hay que forzar a los niños a que les guste algo, sino que debe nacerles, para que lo hagan con pasión.

El racismo, una pandemia de nunca acabar

Uno de los momentos más incómodos para ‘Pudy’ y la familia Ballumbriosio, fue una reciente situación que se presentó por los conductores de “Hablando Huevadas”. Pues, Jorge Luna y Ricardo Mendoza utilizaron su espacio para mofarse de una conversación que protagonizó su progenitor (Amador Ballumbrosio) con un censista varios años atrás, donde le habría afirmado que su familia es blanca. “Al escuchar ese testamento, (el censista) se mató de risa porque obviamente no somos blancos”, dijo el humorista.

Ante este irrespetuoso comentario, ‘Pudy’ llegó a declarar a los medios la molestia de la familia por el atrevimiento de estos personajes. En esta entrevista, Cesar nos comentó que ha descartado iniciar acciones legales por el daño que le haría al apellido un juicio que sería mediatizado por el morbo que generaría.

Creo que no tuvieron una niñez feliz. Quien sabe que cosas pasan por su mente cuando acaban uno de sus ‘shows’. Pienso que ellos tienen un pasado oscuro, para que hablen así de personas que merecen un respeto”, comentó en referencia a Jorge Luna y Ricardo Mendoza.

Al hablar sobre las varias noticias de racismo, discriminación y faltas de respeto que tanto se ven últimamente en redes sociales, ‘Pudy’ nos comenta que considera que hay una doble moral en la que se ha normalizado bromear con ciertos temas que, en realidad, son parte de una problemática que nos afecta como sociedad y perjudica, particularmente, a muchas personas que llegan a ser violentadas.

Todo empieza por la televisión. La tele es la que educa o mal educa a las personas. Recuerdo que Gian Piero Díaz hacía bromas racistas en ‘Combate’, por ejemplo, cuando le alcanzaban la toalla a Zegarra, y Diaz le decía ‘cuidado que me la manchas’. Así como podemos esperar que se erradique el racismo”, comenta Cesar.

Finalmente, ‘Pudy’ demostró que es consciente de esta realidad, pero no deja de afrontar estas complicadas situaciones con mucha cabeza y paciencia. La sonrisa que se imprime en su rostro cada vez que habla de su cultura, de su padre, de su arte y de su familia, es hoy casi un sello de lo que significa ser Ballumbrosio y de ser un peruano orgulloso del legado que ha heredado.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies